n.º 58 diciembre 2016

EDITORIAL

La cohesión del sector farmacéutico, clave para avanzar en los objetivos de SIGRE

Nos encontramos en los últimos compases de 2016, un ejercicio importante en la historia de SIGRE, en el que este proyecto colaborativo impulsado por el sector farmacéutico ha cumplido sus 15 años de actividad.

A lo largo de este tiempo, la participación y esfuerzo de los agentes del sector, unido al apopo de las autoridades sanitarias y medioambientales, ha permitido alcanzar los logros inicialmente fijados.

Entre ellos, me gustaría destacar la implantación del reciclado de los envases y los residuos de medicamentos entre los hábitos de los hogares españoles; la aplicación de numerosas iniciativas de ecodiseño en los envases de medicamentos, para que sean más ecológicos; el diseño y puesta en marcha de una instalación pionera, como es la Planta de Tratamiento de Envases y Residuos de Medicamentos y el desarrollo de innovadores métodos de tratamiento para los residuos depositados en los Puntos SIGRE.

Además, estamos liderando iniciativas de carácter transnacional, como la Red Iberoamericana de Programas Posconsumo de Medicamentos, o la difusión de los valores de la economía circular en el seno del sector farmacéutico, impulsando y fomentando la implantación del ecodiseño en los envases de medicamentos.

Para alcanzar los nuevos retos que la sociedad y las nuevas legislaciones nos demanden, será imprescindible seguir contando con la misma cohesión que los agentes del sector farmacéutico han mostrado en torno a los objetivos medioambientales y socio-sanitarios fundacionales de SIGRE.

Su compromiso y corresponsabilidad con este proyecto, permiten afrontar los nuevos desafíos con renovados ánimos.